Sin fecha la reunión de la Mesa de la Maquinaria con Macri

La industria aguarda la convocatoria del Ministerio de la Producción. El financiamiento es el tema excluyente.

15

A 9 meses de la última reunión, el sector de la maquinaria agrícola aguarda que el Ministerio de la Producción los vuelva a convocar para un nuevo encuentro en torno a la Mesa de Competitividad del sector.
Ya lejos del compromiso inicial, de que las empresas se iban a reunir cada 60 días con autoridades de la Nación y con la presencia del Presidente Mauricio Macri, a la agenda de la mesa parece haberle quitado prioridad la coyuntura macroeconómica
Con los buenos antecedentes que habían tenido la cadena de ganados y carnes y del sector forestal, la sinergia pública y privada del sector de la maquinaria agrícola tuvo su primera materialización el 27 de abril del año pasado en Las Parejas.
Allí, en su nacimiento, la Mesa de Competitividad se trazó cuatro ejes sobre lo que giraría su funcionamiento: el financiamiento para la inversión, la internacionalización o el desarrollo de exportaciones, la competitividad de factores de producción y el marco normativo e impositivo.
El segundo encuentro se realizó a los tres meses. El 30 de julio, la mesa se reunió en Córdoba, cuando ya la restricción monetaria había hecho que el costo del financiamiento aumentara de forma significativa.
Debe y haber
Más allá de que desde la propia industria se valora como positivos los dos encuentros y la iniciativa oficial, a casi un año de su implementación son escasos los resultados que la mesa puede exhibir.
De los cuatro ejes de trabajo, los reglamentos técnicos para definir estándares de seguridad son uno de sus mayores logros.
La gestión para la apertura de nuevos mercado de comercio exterior también está avanzada, aunque la inflación doméstica quita competitividad.
Pero en la cuestión del financiamiento, que resulta prioritario para la actividad, no sólo que no se avanzó sino que la coyuntura agravó aún más su acceso: tanto para las empresas, que necesitan para desarrollar nuevas inversiones, sino también para los usuarios de la maquinaria, que demandan el préstamo para su adquisición.
El alto costo financiero que están afrontando las empresas, por el cambio de cheques, hace que la rentabilidad se vea afectada.
Hay Pymes que en lo que va del año ya afrontaron un costo por hacerse de liquidez superior al de todo 2018. (Maquinac)