Se ve un “Niño moderado”

Según Stella Carballo -especialista del Instituto de Clima y Agus del INTA Castelar-, comenzará a expresarse en ‘la primavera tardía’ y dará una buena recarga a los suelos en diciembre y enero. Un año con buenos precios para los cultivos argentinos.

47

El ciclo agrícola 2018/19 transcurrirá bajo el fenómeno climático de El Niño ‘moderado’, de acuerdo a las proyecciones de Stella Carballo, especialista en climatología del Instituto de Clima y Agua de Castelar, del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (Inta).
“Estamos viendo un pronóstico favorable, en presencia del desarrollo de un fenómeno El Niño moderado”, dijo Carballo.
Agregó que este pronóstico “está en desarrollo y se estaría dando en la primavera tardía. Aunque nos complica en la cosecha, nos garantiza un buen resultado”, alentó.
El fenómeno El Niño se expresa en el sur de Sudamérica con lluvias abundantes; mientras que La Niña, se expresa con escasez de éstas. Ambos tienen relación con el nivel de calentamiento del océano Pacífico.
En este sentido, la climatóloga -licenciada en Economía- enfatizó que el nuevo año climático será “la cara contraria de la moneda del fenómeno que tuvimos que atravesar la campaña pasada, que nos dejó un saldo desfavorable donde se perdieron más 30 millones de tonelada”.
La manifestación del fenómeno “va a favorecer en diciembre y enero con lluvias que impactarán positivamente a los cultivos de primera y por ende a los de segunda con buena humedad”. Por lo que -dijo- “será importante elegir los ambientes sabiendo decidir cuáles son los lates complicados, pero siempre un año niño es favorable”.
La Lic. Carballo se encargó de aclarar que “las lluvias siempre son superiores a los valores normales. Si con los valores normales el cultivo puede tener buen desarrollo, con valores superiores a veces tenemos las dificultades con la falta de piso, el atraso en la siembra y en las cosechas”.
“Siempre decimos que eligiendo los ambientes en los que vamos a poner cada cultivo, aquellos que tienen más riesgo para levantar primero y los que pueden aparecer en el campo más tiempo, creo que los años Niño siempre son más favorables tanto para la agricultura como para la ganadería” afirmó.
“Cada una de las localidades tiene sus registros de datos históricos. Eso da la posibilidad de obtener un promedio. Esos promedios van a aumentar en la primavera tardía para octubre, noviembre y diciembre”, explicó cuando se le preguntó sobre el volumen de las lluvias.
Carballo dio la charla en la Sociedad Rural de 9 de Julio, organizada en conjunto por el INTA 9 de Julio, la Regional AAPRESID de 9 de Julio y el Círculo de Ingenieros Agrónomos de la ciudad.
El mundo y los precios
La especialista describió que actualmente “estamos observando una temperatura mayor a la normal en Europa y Rusia y eso hace un repunte interesante en los precios. Si uno ve 40 grados en Siberia se sorprende, pero son valores vistos en otras épocas de la historia; es un periodo que se repite, éste es uno de ellos”, analizó.
Esta situación repercute en los cultivos de verano europeos “que generan una repercusión en los precios que será favorable” para la Argentina, puntualizó.
También mencionó que la guerra comercial entre Estados Unidos y China “puede ser aprovechable por Argentina, para aumentar nuestras exportaciones”. (NAP)