Preocupa nuevamente la falta de combustibles

La Sociedad Rural Argentina (SRA) y Confederaciones Rurales Argentinas (CRA) alertaron por la escasez, cupos y sobreprecios en plena campaña de siembra.

Compartir:

La falta de gasoil que se está presentando en varias partes del país podría generar problemas en el desarrollo de la campaña agrícola 2023/24, que está en marcha con la siembra de soja y de maíz, además de la recolección del trigo, según alertó la Sociedad Rural Argentina (SRA). La entidad observó escasez del producto, cupos y dispersión de precios. También hizo una fuerte advertencia Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), que habló de “caos productivo” y demoras en las labores agropecuarias.
Tras un relevamiento, el Instituto de Estudios Económicos y Negociaciones Internacionales de la SRA realizó un reporte sobre el aprovisionamiento de gasoil donde refleja que, si bien en este momento existe disponibilidad en los canales mayoristas, los precios son un 15% más altos que los minoristas. En la entidad explicaron que desde marzo de 2022 “en los surtidores se empezaron a conocer diferentes políticas en la comercialización del combustible disponible”. El campo consume uno de cada tres litros que se venden, con marcada estacionalidad.
Según la entidad, desde ese momento se observaron dos períodos en los que se debieron instrumentar cupos, generando una fuerte restricción en los despachos minoristas. “El campo insume el 28% del gasoil que se consume en Argentina, es decir 3,8 millones de M3. Esto implica que incurre en un gasto anual de combustibles de US$3535 millones. Se estima que US$1660 son para agricultura, US$1025 millones en producciones regionales y unos US$850 millones en actividades ganaderas”, indicó.
“Las autoridades competentes deberán tomar cartas en el asunto para que el abastecimiento sea normal y la producción agropecuaria pueda desenvolverse con certezas”, dijo la organización.
“Ante el faltante ocurrido por los cupos, surgieron canales alternativos de comercialización en donde los precios reflejan los valores de escasez”, indicó. En otro tramo el trabajo de la SRA precisó: “Se estableció un precio mayorista un 15% más alto que el minorista. Para impulsarlo pusieron cupos en el canal minorista. Esta situación abrió la posibilidad de realizar arbitrajes. Traslado de consumo mayorista al minorista, disminuyendo brecha entre ambos”.
Según el reporte, en agosto se produjo un 10% menos de gasoil y se importó un 47% menos que en el mismo mes del año anterior. Además, indicó que hubo una fuerte caída en el procesamiento de petróleo posPASO. “En agosto se procesaron, en promedio, 72.000 m3 diarios, el menor registro desde la crisis de faltantes de 2022″, remarcó.
“Frente al arranque de la siembra y teniendo en cuenta que el campo consume uno de cada 3 litros que se venden en la Argentina de gasoil, es fundamental volver a tener un mercado regularizado en disponibilidad y precio”, expresó Ezequiel de Freijo, economista jefe del Instituto de Estudios Económicos y Negociaciones Internacionales (IEEyNI) de la SRA.
En el informe agregaron que el consumo de gasoil y el nivel de actividad económica tiene una alta correlación de largo plazo. Sin embargo, señalaron que desde mayo de 2021 se observa un mayor aumento del gasoil no correspondido por actividad económica, sino por el efecto precio que impulsa un mayor consumo.
A través de un video, el presidente de la SRA, Nicolás Pino, reflejó el precio del combustible en Curuzú Cuatiá, Corrientes, donde recordó que había mostrado unas imágenes de ese mismo sitio donde el gasoil había alcanzado los $300, pero ahora llegó a $680.

“Caos productivo”
En este contexto, también se refirió a la falta de gasoil CRA, que dijo: “En un país que maneja su logística mayoritariamente por fletes en camión y con una matriz productiva netamente agropecuaria, la falta del insumo básico -combustible- genera un caos productivo, sea esto en la siembra, la distribución, el abastecimiento de alimentos y la vida de todos los días”.
“Como representantes de los productores del interior del país advertimos que la falta de combustible en todas las provincias está provocando demoras en las labores agropecuarias, afectando seriamente en el inicio de esta nueva campaña”, señaló.
CRA remarcó: “Frente a la necesidad crece el abuso y entonces aparecen los cupos y los sobreprecios, sucede que los productores se ven obligados a pagar precios elevados en el mercado negro por combustible, lo que sin duda agrega costos de producción y reduce los márgenes de rentabilidad”.(La Nación)


Compartir:

LOS TÍTULOS DESTACADOS DE LAS ÚLTIMAS HORAS ↓